Mi lista de blogs

domingo, 1 de junio de 2014

La Casa de la Loma tiene un Fantasma: Capítulo CCLXI.- Parten desde Jurupe, Horacio Manchay y sus hermanos; ellos van rumbo a La Casa de la Loma en Socchabamba...

Hola amigos: A VUELO DE UN QUINDE EL BLOG., continuando con la historia de La Casa de la Loma tiene un Fantasma y como informamos en el capítulo anterior Don Matías "El amancebado" y toda su familia involucrados en el incesto, se los llevaron los demonios a los quintos infiernos en cuerpo y alma; e igualmente como en capítulos anteriores presentamos a la Familia de Don Porfirio Manchay, su esposa Nilda Mendoza, con sus tres hijos: Horacio, Florencio y Teovaldo quienes vivían en Jurupe, ellos tuvieron algunos encuentros con contrarios (enemigos); incluso un asesino llamado Pascual juró que vengaría su deshonra matando a toda la familia; pero éste mismo desapareció en Huara; ahora tendremos que informar las vivencias de esta familia.


Aquí en la imagen observamos una típica casa en la Comunidad Campesina de Socchabamba, Ayabaca, Piura, Perú; es una construcción de adobe con techo de tejas rojas y a dos aguas, sobre el techo distinguimos un fantasma que viene a ser el "El Rey de las Tinieblas" : Satanás, seguido de vampiros y una siniestra sombra negra que rodea al misterioso personaje satánico, para comprender la narrativa de la obra literaria: "LA CASA DE LA LOMA TIENE UN FANTASMA" , esta imagen será nuestro símbolo de identificación y el logotipo en creación, impresión y distribución literaria. Con reconocimiento de derechos de autor, con Partida Registral Nº 00393-2010, Asiento 01, con fecha 27 de marzo de 2010 por INDICOPI.
 
Este es el símbolo de Marca Perú, que distingue para todos los productos elaborados por peruanos.

Don Porfirio Manchay, tenía en sus pensamientos que hablar con sus hijos que la chacra donde trabajaban no era suficiente como para mantener con holgadas condiciones económicas a la familia; y se llegó el día cuando ya se había superado el incidente que Pascual nunca más los atacaría; entonces había que pensar en el futuro.
Don Porfirio y su familia tomaban desayuno, él sentía cierto temor y se le retorcían las tripas de lo que iba a decir, mirando a cada uno de sus queridos hijos y a su esposa Nilda, dijo:
--- Hijos míos, ustedes ya han llegado a la edad de mancebos y cada uno tendrá  más tarde que formar un hogar, siendo su legítimo derecho; entonces, nuestras chacras son demasiado pequeñas como para sostener el aumento de la familia....
Don Porfirio, hizo un pausa y agregó:
--- Quiero que me entiendan, no estoy despachando a nadie de la casa; que más quisiera yo que tener a mis tres hijos viviendo en esta casa para toda la vida, pero sería egoísmo truncarles su camino; por que cada hombre tiene sus aspiraciones y deseos hacia el futuro y ustedes que son unos buenos muchachos, ojalá consigan a una mujer que los ame y los cuide en su hogar.....
Nuevamente Don Porfirio, hizo un descanso y prosiguió:
--- Aquí en Jurupe, no hay otro porvenir que trabajar en la agricultura; pero la tierra no da mucha renta; también hay un camino peligroso para volverse bandolero y asaltante contra la gente pudiente; y el tercero es emigrar a la costa siendo igualmente una zona peligrosa por que corre el riesgo de morir en el intento, ya que el camino es muy largo y lleno de peligros. 
Don Porfirio se sentía muy afligido, al ver que sus tres hijos lo miraban fijamente escuchándole y él, trató de finalizar, diciéndoles...
--- Hijos, ustedes son libres de escoger el mejor camino de lo que piensan hacer de su vida en el futuro. Pero por ninguna razón hablen de sus mañoserías,( en Socchabamba, se expresa como mañoso al ladrón) ya que volverse un ladrón trae muchos problemas y muere asesinado por los deudos que fueron afectados por el robo o el asalto.
Hubo un pequeño murmullo, entre todos los miembros de la familia, entonces Horacio, quien como hijo mayor y que tenía planes, contestó:
--- Papá, le he escuchado con mucha atención y sobretodo respeto por que usted es un padre ejemplar; pero nosotros sus hijos tenemos otras aspiraciones; por ejemplo en mi caso, pienso tener algún día una hacienda y está fácil, si acudo a la Familia Sánchez Calderón y Mulatillo, quien vive en las pampas de Socchabamba... se hablan muchas cosas de esta familia
Horacio, hizo una pausa y agregó:
---- Dicen por allí las "malas lenguas" (chismes) que la cuantiosa fortuna ha sido posible gracias a un "Pacto con Satanás" y que gracias a ese pacto, el señor Sánchez entregó su alma al diablo y que cuando se vaya a morir será una tragedia familiar y se destruirá su fortuna...
Horacio, nuevamente calla por un instante, tomando aliento y prosiguió:
--- Creo que será muy fácil visitar al señor Sánchez y proponerle hacer una unión (Sociedad) para comprar grandes extensiones de tierras y formar una hacienda para criar vacas, ovejas y cabras y naturalmente caballos y trabajar duro y parejo que haya producción que se puede vender a los Chimbas (en Socchabamba  así se llama a los ecuatorianos) y si los de la frontera no quieren, pues se puede viajar a Loja y estando allí conectarse con comerciantes asentados en Guayaquil...
Realmente los pensamientos de Horacio eran grandes y finalizó:
---Papá, como muy bien lo dijiste, nosotros estamos obligados a tomar nuestro rumbo; por lo que invito a mis hermanos que me acompañen mañana, para viajar a La Casa de la Loma (Residencia del señor Sánchez) y si lo encontramos con todo respeto le diremos de frente y sin tapujos nuestro objetivo y si no quiere saber nada con nosotros, pues nuestro viaje no será en vano,  nos permitirá conocer la casa para un retorno sin aviso y de noche....
Don Porfirio,  se sobresaltó al escuchar las últimas expresiones de su hijo que le anticipaba claramente sus intenciones nada santas y antes que sea muy tarde, le replicó:
--- Horacio, creo que no escuché bien, por que si lo que escuché tu está planteando un camino desviado y eso nunca lo permitiré en mi familia; nosotros hemos sido, somos y seremos gente honrada y por eso nos respetan; creo que estás completamente equivocado si el señor Sánchez no quiere trabajar contigo, no puedes obligarlo hacer lo que tu quieres, además ni te conoce y no  eres una persona de su entera confianza como para intentar hacer negocios...
Con esas dramáticas palabras entre Padre e hijo, se pasó el día, pero los planes del viaje no variaron; por que al día siguiente tal como se había planeado; Horacio se levantó muy temprano y después de tomar desayuno ensilló su caballo y lo mismo hicieron sus hermanos quienes serán sus acompañantes y partieron rumbo a Socchabamba.
Ahora anticipemos nosotros que sucede en La Casa de la Loma, en estos momentos el señor Sánchez está descansando por que estuvo de rodeos en su fundo "El azote negro"; con la única novedad que el ganado vacuno de Séfora ( su amante. Aquí hemos tratado hasta en 32 capítulos de este personaje: Séfora Huamán Morocho.. desde Capítulo CXLIII -20/1/12 al Capítulo CLXXII - 25/8/12 ) a ha aumentado mucho y ya se cuenta más de 15 reses; los peones que cuidan la ganadería está asombrados de la fertilidad de las vacas  de Doña Séfora como ellos la llaman, ella ha tenido dos pariciones de gemelos en su vacas, destacando la vaca más conocida como "la mañosa" que en capítulos anteriores describimos que fue el motivo para que Séfora llegara a conocer al señor Sánchez y se convierta en su amante.
El señor Sánchez visita con frecuencia la casa de Séfora y ella lo atiende con el mayor esmero con abundancia de amor y disfruta del mucho placer en sus encuentros amorosos, a la vez se ha convertido en la "Bruja de su protección" por que siempre ella tiene sueños que anticipan los asaltos que planean los bandoleros contra él, o las visitas interesadas de fulano, mengano  o zutano que llegan en "planes de negocios" y si estos no prosperan se vuelven enemigos declarados, que regresarán en otra fecha para asaltar La Casa de la Loma.
Luego del rodeo en el fundo "El azote negro" y después de compartir tres noches con Séfora, ella le advirtió que tendrá una vista de tres hermanos interesados en su fortuna, pero que ellos son personas decentes, pero que si él, no aprueba lo que ellos le piden, tendrá problemas.
Séfora le aconsejó escucharlos o si no quiere verlos, se haga negar su presencia en casa, pero corre el riesgo de que los tres jóvenes no se vayan hasta conseguir conversar con él.
Sin embargo,  el señor Sánchez terminó acostado en su cama, sin recordar los consejos de Séfora y como sabemos los jóvenes ya partieron temprano de Jurupe y se están acercandose a La Casa de la Loma; desde luego por ahora no hay ningún peligro para el señor Sánchez, pero no podrá evadir su presencia con la próxima vista a su casa..... continuaremos....
Guillermo Gonzalo Sánchez Achutegui