Mi lista de blogs

domingo, 28 de septiembre de 2014

La Casa de la Loma tiene un Fantasma: Capítulo CCLXXVIII.- La Familia Manchay hacen planes sobre su próximo futuro y Horacio persiste en ser un hacendado...

Hola amigos: A VUELO DE UN QUINDE EL BLOG., continuando con la historia de La Casa de la Loma tiene un Fantasma, y como informamos en el capítulo anterior, Don Porfirio y  su hijo Horacio enfrentaron en una incruenta pelea al hueste satánico  de Rosenda, quien dio batalla negándose ser derrotada; pero finalmente Horacio usando el poder del "agua bendita" la doblegó cayendo al precipicio y probablemente nunca más salda de ese abismo...o si..., Don Porfirio, después de la victoria, sumó una grave preocupación: ¿Cuál será el siguiente paso de su hijo Horacio?...
Aquí en la imagen observamos una típica casa en la Comunidad Campesina de Socchabamba, Ayabaca, Piura, Perú; es una construcción de adobe con techo de tejas rojas y a dos aguas, sobre el techo distinguimos un fantasma que viene a ser el "El Rey de las Tinieblas" : Satanás, seguido de vampiros y una siniestra sombra negra que rodea al misterioso personaje satánico, para comprender la narrativa de la obra literaria: "LA CASA DE LA LOMA TIENE UN FANTASMA" , esta imagen será nuestro símbolo de identificación y el logotipo en creación, impresión y distribución literaria. Con reconocimiento de derechos de autor, con Partida Registral Nº 00393-2010, Asiento 01, con fecha 27 de marzo de 2010 por INDICOPI.
 
Este es el símbolo de Marca Perú, que distingue para todos los productos elaborados por peruanos.

Horacio Manchay, envalentonado al derrotar al espíritu diabólico disfrazado de la "Hacendada Rosenda"; reafirmó su objetivo de convertirse en un hacendado, pero como aún no tenía los medios económicos para lograrlo; ratificó su plan original  de visitar a La Casa de la Loma, cuyo inquilino es el señor Sánchez, le sería su fuente de financiamiento.
Horacio, asimismo tenía bien claro,  que esa casa estaba rodeada de fuerzas diabólicas misteriosas que se oponen con tenacidad admitir a intrusos como él, que pretenden conversar con el propietario y coaccionarlo a ayudar al que lo visita.
Horacio, acababa de salir del primer obstáculo que se le cruzó en el camino; derrotándolo, asimismo era consciente que se presentarán más y muchos más, pero esta vez iría con sus hermanos provistos de elementos como el "agua bendita" que los protegerán de ocultos y peligrosos ataques satánicos y también llevarán sus chavetas y navajas como armas de defensa contra  sorpresivos ataques de seres humanos de carne y hueso como ellos.
Don Porfirio, dio una mirada a sus tres hijos, todos ellos dispersos en la chacra, pero dentro del mismo entorno y fijó su mirada en su hijo Horacio y como él, lo suponía, lo vio muy animado seguramente con pensamientos claros y tal vez con cierto regocijo al ser el triunfador de una pelea desigual contra el espíritu diabólico quien tenía todo a su favor para ganar la partida satánica, pero perdió por la tenacidad de Horacio en vencerlo.
Entonces, don Porfirio calculando que se acercaba la hora del almuerzo, fue a la cocina a ver a su esposa doña Nilda y conversar con ella, para luego hacerlo con sus hijos, sobretodo con Horacio, para conocer sus planes inmediatos; al llegar la encontró muy hacendosa preparando los alimentos; pero muy preocupada por sus hijos que ya eran muy grandes, que no los podía detener, pero aún no tenían un futuro claro, fue una total coincidencia con lo que pensaba su esposo don Porfirio y éste le dijo:
--- Nilda, hemos logrado salir de un diabólico obstáculo con el triunfo de Horacio sobre esa cosa; pero esto a la vez me preocupa que él, insista  en viajar a Socchabamba y ese deseo fue justamente la presencia de un ser infernal en nuestra casa, y por su puesto nunca hemos conocido al señor Sánchez, que sería quien financie los planes de nuestro hijo.
Doña Nilda que tenía la misma preocupación, le contestó:
--- Porfirio, ¿Qué le está pasando a nuestra familia?, cuando nuestros cholitos (hijos) corrían y dormían juntos, nadie se preocupaba, sino solamente preparar el sango(comida); en cambio ahora quieren tener muchas cosas; como por ejemplo Horacio que se le ha metido en la cabeza tener grandes extensiones de tierras,
Don Porfirio, que  estaba tan afligido por el mismo motivo, contestó:
--- Querida esposa, nuestro hijo Horacio quiere tener hacienda con el apoyo del tal Sánchez de Socchabamba  y justamente ese no es el camino, por que ese señor no nos conoce y según comenta la gente, toda su riqueza se la debe a un "Pacto con Satanás", por que cuando él muera, todo desaparecerá, o en vida puede ser devastada  su riqueza por el asalto de bandoleros, cuando el diablo descuide su protección.
Doña Nilda, que algo había escuchado del señor Sánchez, le contestó:
--- Ese señor Sánchez, es una persona muy asequible con la gente, el obstáculo es llegar a él; por que está rodeado de fuerzas ocultas o espíritus satánicos como Rosenda, que se cruzó en el camino e impidió llegar a su casa, al menos así me comentó mi comadre Martha Campos.
Don Porfirio que también sabía sobre esas habladurías, temía que sus hijos se envuelvan en misterios diabólicos por intentar llegar a una casa que nadie los ha invitado.
Mientras los padres conversaban sobre el futuro de sus hijos, éstos últimos también se habían reunido y justamente Horacio, quien asumiendo el liderazgo de sus hermanos, les dijo:
--- Hermanos, tenemos que salir de la casa, ya somos grandes y es nuestro deber buscar un futuro que nos permita desarrollar nuestras habilidades y generar recursos para vivir decentemente; por nada del mundo deseo envolverme como mis primos de Simbaca que caminan con malas compañías, asaltando haciendas; incluso me informaron que cruzaron la frontera y en Amaluza, intentaron asaltar a una pulpería y el dueño se defendió matando a uno de ellos con un balazo en la cabeza....
Horacio, hizo una pausa y continuó:
--- Como ustedes ya conocen, quiero tener una hacienda, que nos permita vivir juntos y recoger a nuestros padres, ya que se están envejeciendo y necesitan  de nuestro apoyo; yo creía que viajando a Cariamanga con la tal Rosenda se cumplía mi sueño, pero todo fue un "ensueño diabólico"...
Florencio, interrumpió a su hermano y le dijo:
--- Ustedes son testigos, que esa tal Rosenda, nunca me gustó desde cuando la encontramos; y mis presentimientos me dieron la razón y como tu hermano Horacio, quieres ser un hacendado, te aconsejo que pises bien la tierra y trates de razonar que no tenemos dinero ni para comprar un pequeño potrero; tal vez debemos viajar a la Costa (Piura) y por allí trabajaremos y haremos dinero, o también nos vayamos al Puerto de Guayaquil en Ecuador, dicen que allí hay mucho trabajo en la estiba de los barcos.
Horacio:  quien escuchó con mucha atención a su hermano Florencio, le sorprendió la madurez que demostraba y le contestó:
--- Hermanos tenemos a nuestro alcance: La Casa de la Loma en Socchabamba; según dicen está repleta de caudales, solo es cuestión de conversar con el dueño de la casa que es el señor Sánchez; y plantearle que tanto tesoro acumulado es peligroso y que se invierta en compra de tierras y se formará una gran hacienda, que por su puesto yo seré el hacendado que manejará esas propiedades.....
Florencio de nuevo interrumpió a Horacio y le replicó:
--- No hermano, esos deseos son del diablo y nunca será de nosotros, por que pertenecen al Pactado con el Ángel de la muerte infernal........ continuaremos......
Guillermo Gonzalo Sánchez Achutegui
ayabaca@gmail.com
ayabaca@hotmail.com
ayabaca@yahoo.com
Inscríbete en el Foro del blog y participa : A Vuelo De Un Quinde - El Foro!